Buscan con perros al hombre que violó, embarazó a su hijastra de 16 años y está prófugo en Gualeguaychú

Durante el sábado, domingo y lunes, la Policía de Gualeguaychú encabezó la búsqueda del hombre de 32 años que fue señalado por una adolescente de 16 años como el responsable de reiterados abusos sexuales que sufrió durante varios años.

foto0_1_285428_1

El hombre que está acusado de embarazar a su hijastra y tiene orden de captura. Se realizaron rastrillajes en la zona norte de Gualeguaychú, ya que el sujeto se dedica a la caza y a la pesca y conoce muy bien la zona donde podría estar escondido. En la búsqueda también se incluyó a Prefectura porque se sabe que el acusado se traslada en una embarcación.

En la actualidad, la detención de este sospechoso es la principal preocupación de la Policía Departamental. Para eso, se ha recargado a un gran número de funcionarios, dependientes de las distintas comisarías y de las divisiones Investigaciones y Toxicología, para dar con el lugar donde se esconde.

 

Hay una estimación donde se guarece y es una zona muy conocida por él. Este hombre se dedica a la caza y a la pesca y su lugar de trabajo es la zona del río Gualeguaychú aguas arriba. El terreno es muy complicado por tratarse de una zona de monte, que este sujeto conoce mejor que nadie, informó diario El Día.

 

Durante todo el fin de semana, la Policía dispuso el rastrillaje con dos perros y el sábado por la noche se estuvo muy cerca, pero la condición del terreno y la creciente complicaron la situación y los canes perdieron el rastro.

 

En la búsqueda también se incluyó a Prefectura porque se sabe que el acusado se traslada en una embarcación. Es común que aquellos que se dedican a este tipo de actividad utilicen embarcaciones que muchas veces no son propias, que están a la vera de la costa, pero como si fuera parte de un código interno, las usan y luego las dejan en lugares específicos ya conocidos entre “colegas”.

 

La Policía cree que está encaminada la investigación y que hay indicios que confirmarían que este hombre solicitado por la Justicia para hacer frente a una denuncia de “abuso sexual con acceso carnal, agravado por la condición de conviviente”, se escondería en esta zona de monte.

 

El terrible caso

 

La víctima tiene 16 años y afronta un embarazo de cinco meses. El responsable sería este hombre de 32 años que formó pareja con su madre, con la que tuvo dos hijos. Según pudo consignó El Día, los abusos fueron reiterados y perduraron a lo largo de más de dos años, pero fue recién la semana pasada cuando todo salió a la luz.

 

La adolescente acusaba distintos malestares físicos y su madre decidió llevarla al centro de salud de su barrio. Allí la revisó una médica y tras realizar una ecografía constató el embarazo de cinco meses.

 

Al transmitir esto a la adolescente, la menor comenzó a negar ese embarazo y aseguraba que ello era imposible porque afirmaba no haber mantenido nunca relaciones sexuales. La víctima no aceptaba su estado y la médica optó por aconsejarle una entrevista con un psicólogo.

 

Luego, ambas mujeres regresaron a la casa y la madre trató de dialogar y calmar a su hija, porque se encontraba muy angustiada y aseguraba que ella nunca había tenido relaciones sexuales. Tras esto decidió contarle a su pareja lo que estaba sucediendo, pero la reacción del hombre llamó la atención. Primero se hizo el desentendido y luego se retiró de la casa sin mencionar a dónde iba y sin llevarse nada consigo.

 

La incertidumbre de la mujer era cada vez mayor y decidió volver a la habitación de la adolescente para desentrañar lo que ya comenzaba a sospechar. Fue ahí cuando recibió la peor noticia. Su hija le confirmó que el hombre se había ido de la casa porque era él quien la violaba desde hacía tiempo.

 

Tras el relato de la menor se presentaron en la Comisaría de Minoridad y Violencia Familiar y denunció al supuesto autor.

 

La mujer requirió que se tomen las medidas necesarias para que el hombre no vuelva a acercarse al domicilio ni ver a los hijos que tiene en común, pero además puso en alerta a las autoridades que se trata de un hombre violento, que cada vez que se enojaba la agredía físicamente con patadas en todo el cuerpo o rompía los muebles de la casa. Desde entonces es buscado por la Policía.

Comentarios