Tras denuncia por abuso, América 24 despidió a Ari Paluch

El canal América 24 le rescindió el contrato al periodista Ari Paluch, quien la semana pasada fue denunciado por acoso por parte de una sonidista de la señal , donde conducía el noticiero del mediodía.not_901330_24_135522_m

Paluch afirmó este lunes en su programa de radio El Exprimidor que se trató de un hecho “involuntario y sin ninguna mala intención” ya que “al querer saludarla” su mano “hizo contacto con parte de su trasero”.

“Por la presente carta me comunico con ustedes con la intención de manifestar mi pesar por lo ocurrido el pasado 17 de octubre (?) al término del programa y en el apuro me despedí raudamente de los presentes y en tales circunstancias involuntariamente al querer saludar a la señorita microfonista, sin ninguna mala intención, toqué su cadera”, leyó Ari Paluch esta mañana desde su programa de radio FM Latina.

Inmediatamente -continuó- percibí que en el movimiento mi mano había hecho contacto con parte de su trasero. Consternado inmediatamente le pedí disculpas tal como corresponde. El hecho derivó en una situación que generó una denuncia por parte de la señorita repetí enfáticamente el pedido de disculpas ya que no debí saludarla, siquiera rozar parte alguna de su anatomía“.

El martes 17 de octubre pasado, Ariana Charrúa, microfonista de América24, denunció ante las autoridades del canal haber sufrido acoso sexual por parte de Ari Paluch. En una carta presentada a los directivos había explicado que al “acercarse a retirar los equipos del señor Ari Paluch, el señor me tocó el trasero”.

Esta situación -había apuntado Charrúa- me resultó ingrata, sorpresiva, abusiva, ofensiva, desagradable. La expresión en mi rostro se transformó y al ver él mi actitud, intentó apaciguar lo hecho diciendo ‘perdón, no me di cuenta´, con un tono un tanto altanero“.

A partir de la denuncia, que recibió un respaldo inmediato de varios periodistas de la empresa a través de las redes sociales, el conductor no participó de la transmisión especial de A24 dedicada a las elecciones y fue reemplazado por su colega, Paulo Vilouta.

Al terminar de leer la misiva al aire, el periodista, que además de su labor en los medios cobró notoriedad por sus libros de auto ayuda como “El combustible espiritual”, agregó que cuando se quiso despedir de la microfonista “en vez de hacer un ‘give me five’ (choque los cinco), sin querer toqué con una de mis manos su cadera y, además, le habría tocado algún lugar más íntimo y en ese momento me disculpé“. “Si alguien tiene un poco de sensatez, no puede pensar que voy por la vida en público tocando culos“, apuntó el conductor.

Nadia Ferrari, responsable del área de comunicación de Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA), advirtió que “la declaración de él es una excusa y su intención fue correrse del tema y minimizarlo, es la estrategia común de decir que ella exageró, que en realidad no sucedió como ella dijo”.

Además, agregó que “si bien la respuesta que dio no repara absolutamente nada”, destacó el rol de la empresa, el gremio y los compañeros de ella que “se manifestaron, decidieron creerle a ella y apoyarla, porque en estos casos generalmente la mujer queda desprotegida frente a denuncias de acoso en el ámbito laboral”. Fuente Ambito

Comentarios