Cómo sigue Noah Bublé luego de vencer su enfermedad

El 4 de noviembre, la actriz argentina Luisana Lopilato y el cantante canadiense Michael Bublé recibieron la peor noticia: su hijo fue diagnosticado con cáncer de hígado. Detectado a tiempo, recibió el tratamiento específico, y hoy se encuentra recuperado

noah

Tras cuatro meses de tratamiento en el St. Jude Children’s Research Hospital, de Los Ángeles, Estados Unidos, Noah Bublé, el primer hijo de Luisana Lopilato y Michael Bublé, logró superar el cáncer de hígado.

El pasado 2 de febrero, la pareja recibió la mejor noticia, luego de los resultados médicos: “Noah está libre del cáncer”, fue el mensaje que le devolvió la calma a la familia.

Desde su detección, el matrimonio puso una pausa sus obligaciones laborales para avocarse en las dos etapas de quimioterapia que recibió. Sobrepasado el dramático momento, conversaron por primera vez con Susana Giménez. “Yo estaba filmando y le agarró una gripe, y, como su pediatra no estaba en ese momento en Argentina, fui a otro doctor que me dijo que eran paperas”, recordó Luisana en diálogo con la conductora.

Días después, le diagnosticaron la enfermedad.”Fui a hacerle todos los controles, análisis de sangre, y ahí me dijeron que le habían encontrado algo en la panza y pensaban que era un tumor”, compartió.

Luego de la extirpación del tumor y dos etapas de quimioterapia Noah Bublé venció el cancer de hígado

Luego de la extirpación del tumor y dos etapas de quimioterapia Noah Bublé venció el cancer de hígado

El caso colocó el foco en una enfermedad infantil poco frecuente y rara. “Ahora ya hecha la extirpación del tumor y completados los ciclos de quimioterapia, hay un seguimiento previsto por 5 años, cuando menos”, señaló a Infobae Fernando Heinen (MN 47705), especialista en cirugía pediátrica.

 “La palabra cáncer tiene una connotación muy cercana a la muerte, pero eso en el cáncer infantil es muy falso”, resaltó Heinen

Noah Bublé recibió un primer diagnostico equivocado

Noah Bublé recibió un primer diagnostico equivocado

Noah Bublé dio una batalla día a día. Según los especialistas, los niños suelen soportarlo mejor. “Algunos chicos tienen mejor tolerancia al tratamiento por su pensamiento. Un niño no proyecta de acá a un año, no piensa tanto en el mañana y vive más el día a día. Por eso lo toleran más”, detalló Heinen.

Una vez finalizado los procedimientos médicos, el niño puede retomar su rutina habitual, desde ir al jardín hasta hacer deportes. Un gran porcentaje no se desarrollan secuelas, el panorama es alentador.

En cuánto al seguimiento del paciente resaltó la importancia de los controles específicos, “hay protocolos establecidos y un sistema de valorar el riesgo que se llama Pre-tx. Puede estar “libre de enfermedad” pero debe de seguir vigilando la aparición de recurrencia local o de metástasis a distancia por mucho más tiempo”, alertó Heine.

La contención familiar es otro de los pilares de la recuperación.”Todas las oraciones, todos los buenos deseos de la gente nos llegaron y los sentimos, estamos muy agradecidos, estas cosas te cambian la perspectiva de vida”, recordó la actriz argentina, para luego agregar que “fue todo como se tenía que dar, Dios puso los médicos que tenía que poner. Lo más importante es tener fe, estar fuerte, hasta el día de hoy no hay noche que no le pida a Dios”.

El cáncer pediátrico abarca aquellos tipos de cáncer que aparecen en niños y adolescentes antes de los 15 años. Aunque con cifras alentadoras, todavía es una de las primeras causas de mortalidad infantil. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) esta enfermedad representa entre un 0,5 por ciento y un 4,6 por ciento de la carga total de morbilidad por esta causa. Fuente Infobae

Comentarios